background preloader

Neurociencia y pedagogía

Facebook Twitter

4 científicos explican cómo la pobreza puede afectar nuestro cerebro - BBC Mundo. Derechos de autor de la imagen SPL ¿Qué precio le cobra la pobreza a nuestros cerebros?

4 científicos explican cómo la pobreza puede afectar nuestro cerebro - BBC Mundo

Los niños de ambientes más desfavorecidos generalmente tienen peor desempeño en la escuela. Carina Kaplan: “el rendimiento académico no está dado por el cerebro, sino por la estructura de oportunidades sociales” Untitled. Una crítica a la moda de las neurociencias. Una mamá me pregunta por qué no me gustan las neurociencias si están tan de moda.

Una crítica a la moda de las neurociencias

Me toma desprevenida y titubeo en la respuesta. Sin lugar a dudas, el discurso de las neurociencias resulta seductor para un público masivo que llena plazas y teatros como si fuera un show. Me pregunto cómo se introdujo ese significante en el campo de la cultura y cuánto hace que circula en el lenguaje coloquial. Tengo la impresión de que detrás de la moda de las neurociencias hay un fenómeno que no alcanzo a vislumbrar: ¿Cuál es el sentido de introducir una campaña de divulgación social de las neurociencias, ampliando un escenario que solía quedar restringido a ámbitos clínicos o académicos? Me dediqué entonces a leer cuanto libro tuviera en su tapa las palabras neurociencias, cerebro a secas, cerebro que aprende, cerebro pobre, cerebro lector, cerebro moral, cerebro para vivir mejor y otros cerebros. Fabricio Ballarini: “Cuando perdemos a otra persona, también se lleva nuestros recuerdos”

Fabricio Ballarini recuerda que la capacidad de almacenamiento de la memoria humana es insignificante.

Fabricio Ballarini: “Cuando perdemos a otra persona, también se lleva nuestros recuerdos”

“Poco más que un pendrive de los pequeños”, dice. Y sin embargo, esa capacidad nos permite gestionar grandes cantidades de conocimiento y construir una identidad compleja. “Lo bueno es que necesitamos pocas memorias para entender un proceso”, explica. El investigador argentino, que trabaja en el Laboratorio de Memoria del Instituto de Biología Celular y Neurociencias Dr. El cerebro necesita emocionarse para aprender. “El cerebro necesita emocionarse para aprender”, explica José Ramón Gamo, neuropsicólogo infantil y director del Máster en Neurodidáctica de la Universidad Rey Juan Carlos.

El cerebro necesita emocionarse para aprender

En el último lustro, en España han aparecido diferentes corrientes que quieren transformar el modelo educativo y una de ellas es la neurodidáctica. No es una metodología, sino un conjunto de conocimientos que está aportando la investigación científica en el campo de la neurociencia y su relación con los procesos de aprendizaje. “Antes solo se podía observar el comportamiento de los alumnos, pero ahora gracias a las máquinas de neuroimagen podemos ver la actividad cerebral mientras realizan tareas”, añade Gamo. Enseñar menos y aprender más: actividad cerebral del alumno durante la tradicional clase magistral. Conversión en Harvard Cuenta Eric Mazur, prestigioso profesor en la Universidad de Harvard, que en sus primeros años de docencia utilizaba la clase magistral tradicional, tal como habían hecho sus antiguos profesores, para enseñar física con buenos resultados aparentes: sus alumnos estaban satisfechos y, además, obtenían muy buenos resultados académicos en las pruebas estandarizadas semestrales (Mazur, 2009).

Enseñar menos y aprender más: actividad cerebral del alumno durante la tradicional clase magistral

Pero esos resultados que saciarían los deseos primarios de cualquier profesor -los alumnos están contentos y encima sacan buenas notas- no eran suficientes para un científico acostumbrado a analizar con espíritu crítico todo lo que hacía. Cuando con el paso del tiempo investigó sobre el proceso de aprendizaje de sus alumnos variando el planteamiento de los problemas y acercándolos a situaciones más reales, comprobó que existía una predominancia abusiva del conocimiento superficial y que mostraban grandes dificultades para abstraer los contenidos teóricos a contextos cotidianos.

Carina Kaplan: “el rendimiento académico no está dado por el cerebro, sino por la estructura de oportunidades sociales” Fabricio Ballarini: “Cuando perdemos a otra persona, también se lleva nuestros recuerdos” El determinismo biológico como ideología de la derecha macrista y sus raíces kirchneristas. Las neurociencias no revolucionan la educación. El impulso de un proyecto de ley sobre Dificultades Específicas del Aprendizaje (1) ha suscitado una oleada de reacciones por parte de educadores, profesionales de la salud y científicos sociales que reconocen en esta iniciativa otra expresión de las miradas cientificistas y reduccionistas sobre el aprendizaje escolar.

Las neurociencias no revolucionan la educación

Volcar al aula el conocimiento de cómo funciona el cerebro ayudará al docente a lograr “educación de calidad” “Debemos enseñar de forma diferente a los nativos digitales para no desaprovechar sus capacidades cognitivas” “Los cerebros de los nativos digitales aprenden a focalizar la atención velozmente, analizar la información y casi instantáneamente decidir si seguir o no seguir”, expresa el Dr.

“Debemos enseñar de forma diferente a los nativos digitales para no desaprovechar sus capacidades cognitivas”

Roberto Rosler, quien la semana que viene brindará una conferencia magistral en el marco del 2do. Congreso Regional sobre Educación y Salud que se desarrollará en Rosario. Rosler es médico neurocirujano egresado con Diploma de Honor en la Universidad de Buenos Aires y profesor de neurofisiología, neurociencias, neuroanatomía, neurología y neurocirugía. Aseguran que dormir seis horas al día es igual a no dormir.

El tiempo se escurre.

Aseguran que dormir seis horas al día es igual a no dormir

No se detiene por nada ni para nadie. No importa la religión, la raza o el poder que se tenga, es igual para los 7 mil millones. Es invaluable. Y en esta época que nos toca atravesar, cuando todo se quiere ahora mismo, pareciera incluso que se diluyera más rápido aún. Un espacio de documentación y debate sobre Neurodidáctica. Trabajar antes de las 9 de la mañana es una tortura, asegura un experto en sueño.

Un experto en sueño del Reino Unido calificó como una "tortura" que la gente menor de 55 años inicie sus actividades laborales antes de las 9 de la mañana.

Trabajar antes de las 9 de la mañana es una tortura, asegura un experto en sueño

Además, detalla que trabajar de 9 a 17 deja como resultado "un cuerpo agotado y estresado por la falta de sueño". La Universidad de Oxford avaló la investigación de Paul Kelley y destacó que representaba una amenaza para el rendimiento de los seres humanos hasta los 55 años. "No podemos cambiar nuestros ritmos de 24 horas. Fabricio Ballarini: ¿Cómo influye la pobreza y la educación sobre el cerebro?