background preloader

Tradición española

Facebook Twitter

La leyenda de la calle Sierpes. A finales del siglo XV, cuando aún no había terminado la Reconquista, Sevilla era el lugar de paso para las tropas que se dirigían al reino de Granada. Se trataba de una frontera insegura, la cuál permitía infiltrarse fácilmente a individuos armados y merodeadores. En muchas ciudades, y por supuesto en Sevilla , había barrios de personas descontentas que siempre estaban dispuestos a fomentar la revuelta. Para agravar más la situación, los nobles españoles estaban divididos en bandos, todos hostiles al poder real que intentaba disminuir sus privilegios para fortalecer la autoridad de la Corona.

Por aquel entonces comenzaron a ocurrir en Sevilla siniestros sucesos... Con frecuencia faltaban niños. Cundió la alarma en la ciudad con mil rumores. Pero cierto día un hombre se presentó en casa de Don Alonso de Cárdenas, que por aquel entonces regentaba la ciudad. Don Alonso ordenó que el disforme "cuerpo de la Sierpe" fuera sacado de aquella galería y fuera expuesto en la calle de Espaderos. Serpientes monstruosas y otras bichas. Ilustración: Borja González Hoyos Ya hablamos tiempo atrás de las monstruosas serpientes hurdanas, entre las que se encontraba la bicha mamona de Martilandrán o la enorme culebra custodia de los tesoros de las cuevas del Risco y de la Peña Merina. Pero el resto de Extremadura también tuvo su momento de gloria sempentiforme. De hecho, algunas serpientes son tan terribles que no pueden ser obra de la naturaleza, sino del mismo demonio encarnado en la secta de los Alumbrados.

En una carta dirigida a Felipe II, Alonso de la Fuente nos habla de este engendro satánico aparecido en 1574 en la Dehesa Nueva: “En el término de Zafra, apareció una sierpe la más terrible y espantosa que jamás se vido en nuestras Españas. …Y que luego que vino a Zafra el inquisidor Montoya, desapareció, que jamás la vieron ojos. La culebra del Fresno medía más de diez metros (Jimber) También enorme era la conocida como “la Culebra del Fresno”, de más de diez metros de longitud.

Cuélebre. El cuélebre, culebre o serpe son los nombres dados a una criatura legendaria, perteneciente a las mitologías asturiana, cántabra y gallega, la cual es descrita como un ser con forma de dragón, similar a una serpiente alada. Descripción[editar] La tradición lo describe de la siguiente forma: Sus ojos son ascuas incandescentes, todo su cuerpo está recubierto de escamas y de su espalda crecen unas alas de murciélago.

Vive en cuevas donde guarda tesoros, siendo muy conocido el que vive en los acantilados de San Vicente de la Barquera. Se cuenta que una de sus principales funciones es la de vigilar tesoros. En la mitología astur son frecuentes las referencias a estos tesoros ocultos (ayalgues en asturiano), que por lo común consisten en piezas de oro de gran valor. Para su búsqueda (la gueta l'ayalga) hay unas guías llamadas lliendas (lendas en gallego) que describen los lugares en los que se cree que se encuentran. Leyendas[editar] El cuélebre en la toponimia asturiana[editar] v3.0 - Leche y culebras.

Autor: Llangreolunes, 08 de septiembre de 2003 Sección: Leyendas Información publicada por: Llangreo Mostrada 32606 veces. No hay imágenes relacionadas. #1 buxato mircoles, 25 de febrero de 2004 a las 14:15 Hola, Llangreo... en la zona de Melide, entre Lugo y Coruña tambien existía esa creencia, y además de las "serpes" también se creía que mamaban de las vacas las "donicelas" o "denociñas" (comadrejas), a las que por cierto podías halagar o cabrear según le cantases dos canciones al efecto; en una canción las adulabas y la comadreja se ponía contenta y saltaba toda presumida, pero si le cantabas la canción que la denostaba y la llamaba fea, cabreabase, corria de un sitio a otro y hacía patente su enfado... un saludo #2 Zierzo martes, 14 de diciembre de 2004 a las 22:35 Estoy estudiando el tema y he dado con esto....

En Aragón existe un ser mitológico aunque los más viejos del lugar lo dan como real...... Saludoos #3 celiacevedo martes, 14 de diciembre de 2004 a las 22:51 #4 giorgiodieffe #17 eyna. El Cuelebre, la sierpe fantastica de Asturias. En la mitología popular asturiana los dragones se llaman cuélebres, y tienen forma de serpiente, alas y una vistosa crin tras la cabeza. Algunas descripciones incluyen pequeñas variantes, como atribuirles color negro, pelambrera particularmente abundante, un par de cuernos o varias colas y cabezas.

Su tamaño oscila entre grande y descomunal. La tradición los presenta como criaturas malignas. Y no es de extrañar, ya que, además de hacer estragos entre el ganado, devoran seres humanos, normalmente arrastrándolos al agua o succionándolos desde el fondo de algún barranco. A veces hablan, y cuando lo hacen es casi siempre para lanzar comentarios afilados y venenosos destinados a hacer perder toda esperanza a sus presas. Completa este retrato negativo la capacidad hipnótica que les atribuye una de las informadoras de Ramón Sordo Sotres, habilidad que parece corroborada por una leyenda en la cual un cuélebre ordena a un toro empujar a la protagonista hacia la sima en la que él se encuentra.

Cuelebres de León. MITOS Y LEYENDAS de la Tierra Leonesa. Galicia de Leyenda » Blog Archive » El Pastor y la Serpiente. En Pardesoa, Tierra de Montes, en una aldea en la que sólo habí­a cabras y ovejas contrataron a un pastor para que las guardase a todas juntas. El pastor contratado salí­a para el monte con el dí­a y regresaba con la noche. Volví­a con la noche y con todas las ovejas y las cabras que habí­a llevado -y con alguna más si es que habí­a parto en esa jornada, y el rebaño iba aumentando y las ovejas y las cabras se veí­an gordas y brillantes. Llevaba en el morral un cantero de pan, queso y tocino y una bota de vino, y con unas pesetas que le pagaban por mes, se daba por satisfecho y se sentí­a feliz. Pero sucedió que una jornada volvió con dos ovejas menos, y otra con una cabra menos, y otra echó en falta tres ovejas.

Cada dí­a faltaba algo, y el rebaño disminuí­a a ojos vistas. Decidieron vigilarlo. Al cabo de un momento oyó un fuerte silbido y vio una serpiente enorme, de muchos metros de largo y gruesa como un brazo, que se lanzaba sobre las ovejas y las agarraba por el pescuezo. La Cova da Serpe: geografía, montañismo y… leyendas | El primer rostro de Galicia. Un viaje al punto más elevado de la provincia de A Coruña.

La Cova da Serpe, 841 metros sobre la Dorsal Gallega, con vista a gran parte de Galicia oriental y desde donde se divisan incluso los Montes Ancares, en la provincia de León, es, desde luego, un punto importante de la geografía del país. Se trata también de un lugar visitado por turistas que buscan sendas de mountain bike. Y es algo más: la Cova da Serpe es el hogar de una mítica criatura, una peligrosa serpiente responsable por desgraciar la vida de una pareja enamorada y de robar la leche de vacas y mujeres. Eso ocurrió en tiempos inmemoriales.

La legendaria Cova da Serpe, ubicada justo en el medio de la cordillera que cruza el país de norte a sur, es la próxima parada de nuestro viaje por Galicia tras los pasos del matemático Domingo Fontán. . * El icono “i” enseña más informaciones sobre la ruta (el camino de Fontán entre el 2 y 27 de septiembre de 1822). No related posts. Leyenda Coca Redondela. Cuenta la leyenda que hace siglos vivía cerca de Redondela un dragón que de vez en cuando llegaba a la villa para llevarse a una joven a su cueva. Así lo hizo varias veces, hasta que los jóvenes marineros se armaron de coraje y un día acordaron encararse al monstruo. Así lo hicieron y después de una dura lucha salieron victoriosos. Ya vencido lo trajeron al pueblo, al mismo tiempo que liberaron a las jóvenes que tenía en la cueva. Fue aquí, en Redondela, después de que el dragón diera sus últimos suspiros, cuando los valientes jóvenes, cogiéndose las espadas unos a otros, empezaron a bailar alrededor del dragón muerto El origen de esta manifestación se pierde en la noche de los tiempos.

No cabe duda que renace y se extiende tal y como llegó a nuestros días desde la Edad Media, pues no se trata más que de una representación plástica del Demonio, típicamente cristiana. De hecho, imita la función de la escultura y la pintura, tanto románica como gótica. La Celebración Videos Programación 2013. La Pedra da Serpe, Gondomil. El lagarto de Malena. Leyendas. 10661DRAGONES/CUEVAS El Horno del Drago. 46002RÍOS/DRAGONES/COCODRILOS El Dragón de la Iglesia del Colegio del Patriarca. Serpiente guardadora de tesoros. El gran montículo de la Serpiente. El gran montículo de la Serpiente se encuentra en el condado de Adams, Ohio, junto a un arroyo llamado Bush Creek, dentro de un territorio que antes de la llegada del hombre blanco habitaron sucesivamente los indios Adena (1000-100 a.C.), los Hopwell (100 a.C.-500 d.C.) y los representantes de la llamada Cultura del Fuerte Antiguo (900-1400 d.C); pueblos los tres constructores de misteriosos monumentos con forma de animal.

El de la Gran Serpiente destaca sobre los demás por la singularidad de su trazado y por su tamaño. Se trata de la mayor efigie de un animal encontrada en Norteamérica y también de la mayor del mundo representando a una serpiente. A pesar de existir imágenes similares tanto en el continente americano como en otras partes del planeta, ninguna se acerca remotamente a sus dimensiones. El montículo se ha interpretado como una representación del viejo enfrentamiento entre las dos fuerzas antagónicas que rigen universo: las positivas de la vida y las negativas de la muerte.